>

"La UE debe evitar el acaparamiento de tierras en países empobrecidos por parte de fondos de inversión de capital europeo"

Willy Meyer, eurodiputado

El eurodiputado de Izquierda Unida, Willy Meyer, se dirigió ayer a la Comisión Europea para denunciar el empobrecimiento y la explotación laboral que está produciendo la intensificación de la compra de tierras fértiles en países empobrecidos, por parte de fondos europeos de inversión y transnacionales para la especulación y el negocio.
Concretamente, Meyer denunció ante la Comisión Europea que “el acaparamiento de tierras fértiles y con acceso al agua imposibilita la consecución de la seguridad alimentaria por parte de países cuya mayor parte de la población tiene que enfrentarse diariamente a la hambruna a través de la agricultura y la ganadería”.
“La intensificación de la compra de tierra fértil y con acceso a fuentes de agua en países empobrecidos está causando el incremento de la pobreza y el hambre, la aceleración del cambio climático y la pérdida de biodiversidad, al llevar aparejada dramáticas consecuencias como el desplazamiento de la población local, el incremento del precio de la tierra y de los alimentos, la desaparición de las pequeñas propiedades agrícolas, bosques y espacios naturales con alto valor medioambiental, la privatización de recursos básicos y necesarios como el agua o la propia tierra y, en definitiva, la pérdida de las tierras destinadas a la producción  de alimentos para los mercados locales a favor de la expansión del modelo de agricultura intensiva y especulativa basado en los monocultivos y la exportación”, señaló Meyer.
Asimismo, alertó a la Comisión Europea que, tal y como apuntan numerosas ONG (enlace 1, enlace 2), esta práctica de negocio capitalista está exponiendo a la esclavitud y a la explotación laboral a gran parte del campesinado de estos países, ya que éstos han pasado de cultivar tierras comunales o pequeñas propiedades para el abastecimiento de la comunidad a tener que trabajar para grandes terratenientes y transnacionales en países donde no existe ningún tipo de protección laboral de las y los trabajadores.
Meyer quiso resaltar “el buen camino emprendido por gobiernos de países como Bolivia, Ecuador, Uruguay o Argentina que están poniendo en marcha medidas legislativas contundentes para evitar o limitar la compra de tierras por parte de fondos especulativos extranjeros”.
Por todo ello, el Responsable de Política Internacional de Izquierda Unida solicitó a la Comisión Europea que investigue esta “práctica económica inmoral” y que  implemente las medidas regulatorias a su alcance para evitar el acaparamiento de tierras en países empobrecidos por parte de fondos de inversión de capital europeo público o privado.

 

Baserri Bizia 40


Baserri Biziaren albisteak jaso nahi badituzu zure helbide elektronikoan, bidali hurrengo datuak

Bannerra

Lo más leido

BIDEOA

Twitter icon

@baserribizia

Loading..